Ayúdanos a Compartir

Resumen

El presente artículo tiene por objetivo principal resaltar la importancia del análisis de contexto, herramienta que, en primer lugar, busca plantear hipótesis sobre la desaparición de personas y su localización y, en segundo lugar, identificar patrones de desaparición y establecer estrategias de búsqueda que permitan dar con su paradero con el fin de lograr la identificación de personas fallecidas y la restauración de vínculos familiares. También, se busca caracterizar el análisis de contexto con base en los diferentes tipos de búsqueda y las fuentes que utiliza.

Palabras clave: análisis de contexto, patrones de desapariciones, fuentes de información, búsqueda de personas desaparecidas, identificación humana.

Abstract

The aim of this article is to highlight the importance of Context Analysis. This is a tool that allows the production of hypotheses about the disappearance of persons and their localization. Context Analysis permits the identification of patterns of disappearance and the development of collective strategies for the localization of missing persons. In sum, Context Analysis is useful as a tool to achieve human identification as well as restoring family links between the disappeared, whatever their fate, and their families. Also, describes the different sources of information for Context Analysis.

Key words: Context analysis, patterns of disappearance, sources of information, search of missing persons, human identification.

La desaparición de personas en México es un fenómeno que continua presente, tan solo en el segundo trimestre del año se llegó a un registro de 100 mil personas desaparecidas y no localizadas (1) que no para de crecer; por su parte, organizaciones de la sociedad civil han identificado, al menos, 52 mil personas fallecidas sin identificar (2). De frente a una situación como la mencionada, contar con mecanismos y estrategias que posibiliten la búsqueda y localización de personas desaparecidas, así como la identificación de personas fallecidas, es esencial.

La identificación humana “es un proceso técnico científico a través del cual se comparan y evalúan variables que individualizan a una persona”(3). Las investigaciones de las cuales se desprende la información analizada deben ser consideradas para integrar un informe pericial, lo cual, incluye los resultados de la investigación preliminar y del análisis de contexto (4,5). De lograrse este proceso, la restitución de una persona será posible, pero, sobre todo, familiares de personas desaparecidas podrán tener certeza sobre la suerte de sus seres queridos. Así, el camino para llegar a este punto, es decir, a la identificación, está vinculado con el desarrollo tanto de procesos previos, como la investigación preliminar o la búsqueda, por mencionar algunos; como de procesos transversales, por ejemplo, la cadena de custodia.

Conocer la suerte y el paradero de las personas desaparecidas como parte del derecho a la verdad requiere de diversos procesos que deberán ser llevados a cabo bajo la presunción de vida (6). La implementación de cada proceso (ver figura 1), así como, la de procesos complementarios y de las especialidades que requieran, dependerá de cada caso y de cada contexto, es decir, no es posible prescribir una fórmula. No obstante, algunos de estos procesos están fuertemente interrelacionados por lo que, en cierta forma, se puede hablar de un orden de aplicación subsecuente que, no siempre estará presente; además, es importante puntualizar que por lo regular estos procesos son desarrollados de manera paralela y que el punto de inicio no siempre será el mismo en todos los casos.

Figura 1. Procesos para implementar durante la desaparición de una persona, Fuente: Elaboración propia con base en ALAF (2017), Fondebrider (2020) y PHB (2020).

De la investigación preliminar al análisis de contexto.

La investigación preliminar, como su nombre lo refiere, es entendida como el paso previo a la búsqueda de personas desaparecidas. Este proceso se enfoca en la recopilación sistemática de información a través de diversos tipos de fuentes y técnicas en torno a la desaparición de una persona para lo cual, se requerirá del diseño de diferentes instrumentos que permitan la recolección de información y su posterior análisis. De manera general, los tipos de fuentes y la información que se recuperen durante la investigación preliminar se puede describir de la siguiente manera:

Tabla 1. Fuentes

En el caso de las entrevistas, el Protocolo Homologado de Búsqueda (PHB) establece dos tipos de entrevistas, la inicial y las complementarias que serán realizadas a profundidad. La entrevista inicial se plantea para llevarse a cabo como parte de las acciones de lo que se ha denominado ‘Búsqueda inmediata’ (Párrafos 144-160), mientras que las entrevistas a profundidad se ubican en la ‘Búsqueda Individualizada’ (Párrafos 243-247). No obstante, se debe considerar que la aplicación de la entrevista inicial puede realizarse años después de una desaparición, ya que muchas personas no denuncian de manera inmediata por múltiples factores que van desde la intimidación hasta el desconocimiento de los procesos y de las instancias para realizar una denuncia o las autoridades simplemente no cumplieron con los protocolos.

En ocasiones de mayor complejidad donde los casos han sido altamente mediatizados o ha transcurrido un amplio periodo desde el momento de la desaparición, como las ocurridas en las décadas de los sesenta y setenta, el tipo de fuentes a considerar puede incrementarse considerablemente. A continuación, en la Tabla 2 se muestran unos ejemplos:

Tabla 2.  Fuentes complementarias

En cualquiera de los casos, las fuentes deben ser elegidas y sometidas a un riguroso proceso de análisis y de evaluación sobre la veracidad de la información (7). En tanto que, el procesamiento de la información recopilada requerirá del uso de diferentes tipos de software y métodos, así como de diversos tipos de análisis entre los que destaca el análisis de contexto (7), para lo que se requerirá del diseño de una metodología, ejes y categorías de análisis, un modelo de datos y especialistas en diversas áreas (8,9).

Definición e implementación del análisis de contexto.

El análisis de contexto es una herramienta utilizada para múltiples fines; en lo relativo a la desaparición de personas, no hay excepción. En el ámbito internacional, el análisis de contexto ha sido utilizado en las Cortes Penal Internacional y en la Interamericana de Derechos Humanos(10), en el primer caso para analizar “[…] las desapariciones forzadas cometidas como parte de un ataque generalizado o sistemático contra una población civil y con conocimiento de dicho ataque”. En cuanto al segundo caso, se ha buscado “Analizar el marco en que ocurren las violaciones colectivas, masivas y sistemáticas a los DDHH; las violaciones colectivas, masivas y sistemáticas en sí mismas y las prácticas de violencia contra grupos de personas caracterizadas por algún factor común”(9).

Por otro lado, en el ámbito nacional el análisis de contexto es utilizado para la investigación penal y para la búsqueda de personas desaparecidas tal y como se establece en los Protocolos Nacionales de Investigación y Búsqueda. El énfasis en esta distinción implica la delimitación de objetivos diferentes, así, para la investigación penal el análisis de contexto va dirigido a identificar a los perpetradores –en todos sus niveles– y a las estructuras criminales que estos integran para proceder con acciones judiciales. Mientras que, el análisis de contexto enfocado en la búsqueda de personas desaparecidas tiene por fin establecer escenarios, puntos y polígonos de búsqueda, identificar patrones de desaparición y diseñar estrategias que posibiliten su búsqueda (7,11). En este sentido, el análisis de contexto “[…] permite comprender [las] circunstancias en las que desaparecen las personas, en un espacio y tiempo definido […]”(12). Además, ayuda a determinar los siguientes aspectos:

Las causas y condiciones alrededor de la desaparición de la víctima directa; las condiciones alrededor de las circunstancias de localización de una víctima directa; la identificación de patrones de criminalidad en la región en la que ocurrió la desaparición; las características de las víctimas de desaparición en un área y momento específico; las condiciones geográficas de las zonas en las que se desarrollaron los hechos, así como las condiciones históricas, políticas, económicas, sociales y culturales de la población resiente en el lugar. Las condiciones de riesgo en el lugar de los hechos tanto para las víctimas directas como indirectas; las medidas de reparación de víctimas y familiares de víctimas de desaparición. Y finalmente, para asociar a casos de espectro común. (Anexo 1, PHB)

Para cumplir con su objetivo, el análisis de contexto –como la investigación preliminar– considera la compilación sistemática de información a través de diversos tipos de fuentes, las cuales, por las características del análisis de contexto, son más amplias. Algunas fuentes adicionales a las ya mencionadas son: “expedientes institucionales de cualquier tipo, informes o publicaciones producidos por organizaciones civiles, organismos internacionales, universidades y centros académicos de investigación” (Párrafos 313-315, PHB); o fuentes cuantitativas como la relativa a la incidencia de seguridad ii. Si bien, tanto el análisis de contexto como la investigación preliminar consideran fuentes de información similares, es necesario contar con planes de trabajo coordinados para evitar revictimizar a las víctimas al realizarles varias entrevistas que consideren las mismas preguntas por el simple hecho de que no se comparta la información previamente recabada.

Un análisis de contexto realizado de manera exhaustiva y a profundidad dará pie no solo a la búsqueda de personas desaparecidas, sino también a su localización y, en consecuencia, a la identificación humana. Ahora bien, es necesario resaltar que esta herramienta requiere tiempo, conocimientos específicos y dedicación exhaustiva para su desarrollo; además, debe contar con la participación de las familias, no solo para la realización de las entrevistas, sino durante todo su desarrollo se les debe contemplar y mantener informadas. Por otro lado, también debe de considerarse el análisis de contexto de hallazgo de restos humanos (Párrafo 77, PHB). Pues, con este se podrán establecer patrones de hallazgos y localización que permitan delimitar hipótesis de búsqueda para futuras acciones. Desde esta perspectiva, la búsqueda de personas desaparecidas no debe desvincularse de la investigación preliminar (7), ni del análisis de contexto.

Obligatoriedad y directrices sobre el análisis de contexto.

La Ley General en materia de desaparición de personas establece que la Comisión Nacional de Búsqueda, las Comisiones Locales de Búsqueda (Art. 58, párrafo 2) y las Fiscalías Especializadas para la investigación y persecución de los delitos de desaparición forzada de personas y desaparición cometida por particulares (Art. 68) deben contar con un área de Análisis de Contexto. Por su parte, el Protocolo Homologado de Búsqueda (2020) delimita las acciones que deberán desarrollarse con base en los cinco tipos de búsqueda que establece, las cuales se resumen de la siguiente forma:

  1. Inmediata. La información de los casos que responda a algún tipo de patrón previamente identificado se deberá notificar y compartir con al área correspondiente para integrarla con casos similares (Párrafo 158).
  2. Individualizada. En caso de que se realicen exhumaciones individuales, la información de los contextos de hallazgos que se obtengan de dicha acción deberán aprovecharse en la realización análisis de contexto (Párrafo 296).
  3. Por patrones. El análisis de contexto es utilizado en este tipo de búsqueda para identificar las conexiones entre casos aislados (Párrafo 306) con el fin de establecer patrones, pues, esta herramienta “ofrece un modelo interpretativo para determinar relaciones entre comportamientos, conductas y características” (Párrafo 308).
  4. Generalizada. Cualquier información relevante que se produzca con este fin y que sea útil para búsqueda por patrones, deberá ser remitida al área correspondiente (Párrafo 346).
  5. De familia. La información generada durante los procesos de localización para el restablecimiento de contacto entre la familia y la(s) persona(s) desaparecidas podrá ser utilizada para identificar patrones de desaparición y no localización de personas (Párrafo 458).

De acuerdo con lo anterior, es posible observar que el análisis de contexto es rector de la búsqueda por patrones, en tanto que, la información generada por los otros tipos de búsqueda servirá como insumos para la elaboración del análisis de contexto.

Reflexión final.

La relevancia del análisis de contexto en un país con más de 100,000 registros de personas desaparecidas, instituciones rebasadas y una crisis forense, se basa en que, a partir de esta herramienta, será posible plantear hipótesis de localización y diseñar e implementar estrategias de búsqueda conjuntas (párrafos 64 y 306, PHB, 2020). Es decir, el análisis de contexto permite establecer estrategias que posibiliten la búsqueda simultanea de más de una persona. Aspecto que no elimina la posibilidad de la búsqueda individualizada pues, estas siguen siendo esenciales ante un fenómeno todavía vigente que se enfrenta al gran reto de compartir información.

El análisis de contexto, pese a su obligatoriedad a nivel nacional, aún enfrenta muchos retos tanto para el desarrollo de capacidades como para la instalación y consolidación de las Unidades de Análisis de Contexto en todas las Comisiones de Búsqueda y en Fiscalías Especializadas. Pues, aunado al nivel de exhaustividad y pericia que requieren, las áreas de análisis de contexto deberán contemplar la contratación de diversos especialistas, por ejemplo, de antropólogos, sociólogos, historiadores, criminólogos, estadistas, entre otros. Pues, la implementación de esta herramienta será esencial para minimizar el desperdicio de recursos, la pérdida tanto de información como de indicios y, sobre todo, para evitar agotar el tiempo, elementos vitales para la localización de las personas con vida.

Por último, cabe destacar que el informe producto del análisis de contexto, además de ser esencial para iniciar la búsqueda y localización de personas desaparecidas, también deberá ser utilizado durante el proceso de identificación humana junto con el resto de los informes que fueron producidos para el mismo caso. Es decir, el análisis de contexto tiene la misma relevancia que el resto de las investigaciones y peritajes, pues, la integración de todos los resultados posibilitará la individualización e identificación de personas fallecidas a través de una evaluación y comparación sistemática y ordenada de toda la información (4).

Glosario

Ante mortem: término aplicado en Antropología Forense para categorizar las alteraciones de la normalidad ósea que presentan algún tipo de reacción ósea y son indicadoras de haber ocurrido como mínimo unos días antes de la muerte (5).

Cadena de custodia: es el sistema de control y registro que se aplica al indicio o elemento material probatorio, desde su localización, descubrimiento o aportación, en el lugar de intervención, hasta que la autoridad competente ordene su conclusión (13).

Datos ante mortem: son datos personales como, sexo, edad, estatura, peso, complexión, cabello (largo y color), color de ojos y piel; características del vello facial (barba, bigote o patillas) y corporal; características particulares (ropa y objetos/accesorios con los cuales fue vista por última vez la persona) y físicas (cicatrices, tatuajes, lunares o perforaciones), así como expedientes médicos (radiografías, registros dentales). Y, en algunos casos, incluye información relativa a los hechos y circunstancias de modo, tiempo y lugar.

Hipótesis: respuesta tentativa a la pregunta que nos hacemos, que vamos a comprobar o descartar empíricamente. En este caso, a las dos preguntas fundamentales: ¿Cómo desapareció la persona con las características X, o un grupo de personas con características Y? y ¿Dónde las podemos localizar? La primera es una hipótesis sobre la desaparición y la segunda sobre la localización (8).

Hipótesis de localización: proposición, fundamentada en la información disponible, sobre el paradero actual de una persona desaparecida (párrafo 76, PHB).

Patrones de desaparición: conjunto de desapariciones que pueden ser interpretadas o explicadas a partir de la existencia de dos o más factores que se relacionan de forma similar produciendo efectos parecidos, es decir, cuando hay dos o más casos que presentan similitudes (párrafo 307, PHB).

Referencias

  1. SEGOB. Registro Nacional de Personas Desaparecidas y No Localizadas (RNPDNO). 2022; Disponible en:https://versionpublicarnpdno.segob.gob.mx/Dashboard/Index
  2. MNDM. La crisis Forense en México: más de 52,000 personas fallecidas sin identificar [Internet]. 2021. Disponible en: https://movndmx.org/wp-content/uploads/2021/08/Informe-La-Crisis-Forense-en-México.pdf
  3. Ramírez Páez DE. Retos en la construcción de sistemas de información para los procesos de búsqueda e identificación [Internet]. Identificación humana. 2021. Disponible en: https://www.identificacionhumana.mx/retos-en-la-construccion-de-sistemas-de-informacion-para-los-procesos-de-busqueda-e-identificacion/
  4. GLAAF; CICR. Guía latinoamericana de buenas prácticas para la aplicación en antropología forense. 2017.
  5. Fondebrider L. Guía forense para la investigación, recuperación y análisis de restos óseos. Equipo Argentino de Antropología Forense [Internet]. 2020. Disponible en: https://eaaf.org/wp-content/uploads/2020/08/Guia-Forense-para-la-investigacion-recuperacion-y-analisis-de-restos-oseos.pdf
  6. ONU-DH. Principios rectores para la búsqueda de personas desaparecidas [Internet]. 2019. 46 p. Disponible en: http://publications.lib.chalmers.se/records/fulltext/245180/245180.pdf%0Ahttps://hdl.handle.net/20.500.12380/245180%0Ahttp://dx.doi.org/10.1016/j.jsames.2011.03.003%0Ahttps://doi.org/10.1016/j.gr.2017.08.001%0Ahttp://dx.doi.org/10.1016/j.precamres.2014.12
  7. Beristain CM, Valencia A, Buitrago Ruiz Á, Cox Vial F. Metodologías de investigación, búsqueda y atención a las víctimas. Del caso Ayotzinapa a nuevos mecanismos en la lucha contra la impunidad. Bogotá: Editorial Temis; 2017. 183 p.
  8. DragonLab-ODIM. Situar, vincular y enmarcar. Breviario de herramientas de análisis de contexto para la búsqueda de personas desaparecidas y la investigación de las desapariciones [Internet]. 2021. 92 p. Disponible en: https://dragonlab.mx/toolkit
  9. CNB. Guía de estudio El ABC del análisis de contexto. Herramientas básicas de análisis de contexto orientado a la búsqueda de personas desaparecidas [Internet]. USAID; 2021. 66 p. Disponible en: https://www.gob.mx/cms/uploads/attachment/file/666836/Gui_a_ABC_-_Compimido_Hipervi_nculos.pdf
  10. FLACSO. Violanciones, derechos humanos y contexto: herramientas propuestas para documentar e investigar. Manual de Análisis de Contexto para casos de violaciones a los derechos humanos. 2017. 81 p.
  11. Martos A. Análisis de contextos orientados a la búsqueda de personas desaparecidas. In: Manual de Capacitación para la Búsqueda de Personas, Tomo 1: La voz de la academia [Internet]. USAID-Enfoque DH; CNB; 2020. p. 101–10. Disponible en: https://www.gob.mx/cms/uploads/attachment/file/596056/Manual_de_capacitacion_para_la_Busqueda_de_Personas.pdf
  12. Protocolo Homologado para la Búsqueda de Personas Desaparecidas y No Localizadas. DOF [Internet]. 2020; Disponible en: https://dof.gob.mx/nota_detalle.php?codigo=5601905&fecha=06/10/2020#gsc.tab=0
  13. ACUERDO A/009/15 [Internet]. 2015. Disponible en: https://www.dof.gob.mx/nota_detalle.php?codigo=5381699&fecha=12/02/2015#gsc.tab=0

Legislación nacional

Ley General en Materia de Desaparición Forzada de Personas, Desaparición cometida por Particulares y del Sistema Nacional de Búsqueda de Personas Desaparecidas. Última reforma publicada 13-05-2022.

Credito de la imagen: Sara López C. Descripción de la fotografía: Muñecas de tela elaboradas por integrantes de la Asociación de Familiares de Detenidos Desaparecidos y Víctimas de Violaciones a los Derechos Humanos en México (AFADEM) durante unas excavaciones prospectivas en Atoyac de Álvarez.

1 Previo la realización de las entrevistas a los familiares, los entrevistadores deben considerar los impactos y consecuencias psicológicas que la desaparición ha dejado a los familiares. Por lo que se recomienda considerar una preparación previa y un acompañamiento psicosocial para las víctimas. Véase: “Atención y centralidad a las víctimas” en Beristaín et al., 2017, pp. 125-149. y “Anexo 3: Manual para la realización de entrevistas a familiares de personas desaparecidas o no localizadas” en PHB, 2020
2 Al respecto, cabe destacar que, una diferencia entre el análisis de contexto y la investigación preliminar es que la toma de muestras biológicas, -como tal- no es considerada para la elaboración del primero.